Aeropuerto Perales de Ibagué

Este aeropuerto se inscribe dentro de un proyecto desarrollado por la Universidad Nacional de Colombia para la Aeronáutica Civil Colombiana mediante el cual se busca renovar el sistema nacional de aeropuertos a través de nuevas puertas que integren el país, sus paisajes y sus paisanajes (comunidades), por medio de ámbitos que además de permitir la llegada de aviones, generan espacios de encuentros con uno mismo, los demás y el entorno.

El proyecto está constituido por una torre de control, un nuevo cuartel de bomberos y una terminal de pasajeros que se integran al antiguo aeropuerto mediante un parqueadero que recibe la carga de vehículos, entendiendo que este uso es temporal (solo se da con la llegada de los vuelos), de manera que se  piensa como un sistema de espacios verdes y paisajísticos que se incorpora a un cuerpo hídrico mediante paseos pedagógicos sobre la vegetación nativa y que rematan en una plaza de entrada, en la cual está la capilla y el andén de recibimiento de la terminal, conformando así, un sistema de espacios de esparcimiento para la ciudadanía.

El sistema compositivo del proyecto se compone de sub-sistemas funcionales y constructivos con los cuales se generó un ensamblaje de piezas que facilitó el diseño en tiempos muy cortos. Los patios, los servicios, los espacios de actividad, las circulaciones verticales y horizontales, así como las estructuras y el cerramiento, se pensaron como unas piezas que propician flexibilidad y adaptabilidad, además de confort y eficiencia.

El modulo central tiene la operación de todo el conjunto: los counters, las oficinas y principales servicios aeroportuarios. Los módulos laterales tienen las salas de llegada a un lado y la sala de salida en el otro, las cuales pueden crecer hacia los lados dependiendo de la demanda de los vuelos.

Frente a los patios y el modulo central se ubican los accesos para generar la sensación de entrar a un exterior en el cual se desataca el paisaje del sitio, haciéndolo parte de un sistema de espacios que se organizan mediante una circulación que contiene los diferentes locales comerciales y las principales redes de sistemas técnicos del conjunto en lo que se entiende como la columna vertebral de la operación.

Toda la envolvente se entiende como un sistema bioclimático que introduce la luz natural en todo el edificio. Mientras que propicia ventilación cruzada y convección de aire, recoge las aguas lluvias. Las diferentes estrategias bioclimáticas de la envolvente se complementan con los patios de los edificios los cuales arman sitios de encuentro, permanencia y renta comercial que aportarán a la sostenibilidad ambiental y económica del conjunto.

La estructura se compone de cerchas que además de vencer grandes luces, funcionan como lucarnas que introducen luz indirecta y generan la ventilación natural de todo el sistema.

Este sistema de aeropuertos permite llegar con una fórmula que aplica a varios sitios, teniendo una adaptación a las condiciones topografías, ambientales y culturales de cada lugar, las cuales alteran la implantación y las envolventes, volviéndolos parte de una tradición en la cual se destacan la música, sus ritmos y movimientos en el caso de Ibagué, y los tejidos culturales de los chinchorros y los sombreros de los llaneros, en el caso de Yopal, conceptos que surgieron de trabajos de co-creación en cada sitio.

  • Tipo: Construcción nueva
  • Ubicación: Ibagué, Colombia
  • Año: 2014
  • Cliente: Universidad Nacional - Aeronáutica Civil
  • Área: 50,000 m²
  • Fotografías: Jairo Llano